¡DEFENDAMOS LA PATRIA!

“Cuando la Patria está en peligro, todo está permitido, excepto, no defenderla.” Esta contundente afirmación de José de  San Martin, el gran libertador argentino, de quien se están cumpliendo 164 años de su paso a la inmortalidad,  pronunciada hace 180 años, motivó mi corazón e impulsó a mi mente a reflexionar sobre el tema aplicándolo a la Venezuela de hoy.

Nuestra Patria como han dicho Hugo Chávez y Nicolás Maduro, está permanentemente acechada desde adentro y desde afuera. Son los buitres que solo pretenden tener el monopolio a discreción de nuestro petróleo, los que persisten en desestabilizar, sabotear, mal disponer y crear sensaciones de zozobra al conjunto de la población.

En Venezuela hay una Revolución social que avanza en realizaciones enormes, impensables hace 18 años. Cambios sustanciales de acceso a bienes y servicios esenciales a más de 15 millones de compatriotas. Ingreso ilimitado a la educación liberadora en todos los niveles, gratuita y estimulada con becas, único país con este formato.

Solo los sectores más retrógrados, inmensos en una insensibilidad humana asustante, pueden negar esos logros ratificados por todos los organismos internacionales de Naciones Unidas. Este camino es irrevocable y a medida que avanzamos sumamos conquistas en busca de esa felicidad colectiva tan bien descripta por Simón Bolívar.

Desde el Ministerio de Comercio hemos generado acciones en equipo con el sector privado para ir subsanando fallas en distintos productos, habiendo normalizado un rubro de alta demanda como el Papel Higiénico. Lo mismo está ocurriendo con otros del sector Higiene Personal. Lleva tiempo.

Hicimos avances consensuados e instalamos una conciencia nacional de Costos y Precios Justos hoy acatada por el 80 % de los prestadores.

Hay una Nueva Economía en marcha que requiere el apoyo efectivo de todos para que el proceso sea más rápido. Y para eso es necesario que se reconozca esta realidad, para la que hay que reinventarse y así ayudar a desarrollarla.

Coincidimos en que somos un país que necesita producir y sustituir importaciones. Tenemos que creer más en nosotros y defender lo “Hecho en Venezuela”. Entender que solo así podremos derrotar a dos flagelos destructivos: la inflación y la escasez.

Juro que haré todo lo que sea necesario para sacar a nuestra amada Patria de los peligros que la amenazan.

¡Claro, los necesitamos a ustedes para poder ganar la Guerra!

Un gran abrazo a todos.
Dante Rivas

Anuncios