¡BOLÍVAR BOLIVARIANO!

A veces lo urgente nos impide ver lo importante. Vivimos tiempos de alta demanda de esfuerzos, el tiempo vuela y nosotros –sin querer– podemos alejarnos involuntariamente de las esencias de donde venimos y eso no es bueno.

Hoy regreso el tiempo tres décadas atrás para conmoverme con la infausta noticia de la muerte de Alí Primera. De estudiantes bebimos en la sabia de sus pensamientos un sentimiento nacionalista que nos fundamentó como bolivarianos indeclinables. Un estilo de vida basado en la austeridad y honestidad; en el amor al otro como sustento de una filosofía pacifista, de alto voltaje humanista. El sentirnos iguales respetándonos como tales y construyendo un ambiente de gran familia venezolana, bajo un cielo bello tricolor que nos cobije a todos.

Aprendimos a querer la patria, a amar nuestra bandera con el “Bolívar bolivariano no es un pensamiento muerto, ni mucho menos un santo para prenderle una vela”. Simón Bolívar es un reto histórico, una razón de existir para construir un Estado democrático y social de derecho y de justicia que propugne como valores superiores de su ordenamiento jurídico y de su actuación, la vida, la libertad, la justicia, la igualdad, la solidaridad, la democracia, la responsabilidad social y en general, la preeminencia de los derechos humanos, la ética y el pluralismo político.

Desde siempre trabajamos, y lo seguiremos haciendo desde la trinchera que ocupemos, por la prosperidad y bienestar del pueblo y la garantía del cumplimiento de los principios, derechos y deberes reconocidos y consagrados en nuestra Constitución.

Lo importante es comprender que todos somos importantes pero nadie es indispensable. De ahí que formar equipos de gestión capaces y profesionales siempre nos permite alcanzar los logros que demandan los usuarios. Es el modelo que usamos en el Saren y los primeros resultados con récords de productividad en nuestras oficinas de todo el país son el mejor ejemplo. El cambio es posible.

Emociona ver la motivación de los compañeros del Saren luego de recibir la capacitación para servir mejor al usuario y ponerla en práctica. Comienzan a percibir el agradecimiento de los ciudadanos y ese es el mejor regalo para quienes somos servidores públicos de verdad.

Los abrazo dejándoles estos versos necesarios de Alí para hacerlos realidad:

“No es tiempo de recular.
No de vivir de leyendas.
¡Canta canta compañero!
Que tu voz sea disparo
¡¡¡Que con las manos del pueblo,
no habrá canto desarmado!!!”.

Dante Rivas

Anuncios

2 comentarios en “¡BOLÍVAR BOLIVARIANO!

  1. Buenas tardes, es mi oarción a Dios que esté bien. Después de quejarme tanto del Registro Mercantil Primero de Maracaibo, Estado Zulia, quiero felicitarte junto con tú equipo por hacerle ver a la ciudadna Registradora que no es bueno humillar con palabras y hechos a los usuarios. Ella hablaba mal de sus superiores especialmente de usted. Ella tiene camaras en el Registro y debería haber dejado evidencia de su comportamiento.
    Una de las cosas que se puede hacer para mejorar es Colocar más de un funcionario al mismo tiempo en cálculo o pedir al Banco donde tiene la cuenta el Registro o Notaria que envie Cajeros para recaudar los fondos del Estado. Habiliten un área donde puedan trabajar como lo hizo la Energía Electrica en Maracaibo. De esa manera el Banco se encarga del pago de sus trabajadores y le reducen un gasto al Estado. Así se evita que los de calculo Frank Rosales y cuando no iba Frank, Sergio Fuenmayor estén realizando el trabajo de revisores que lo que hace es entorpecer, eran los encargados por la Registradora de regresar los documentos antes que entraran al Registro. Claro los de sus amigos pasaban, ni siquiera llegaban a las tres de la mañana, sino en la tardecita antes de enviar la relación al SAREN que Frank decía que era a las tres de la tarde.
    Cuando por fin se pasaba ese cuello de botella, después de muchos intentos era que venía la revisión formal. Como un mes con los revisores sin contar el mes con los de calculo-revisores, para caer en manos de la Registradora al final, regresandolo igual.

  2. Dante, recuerda que Caracas no es toda Venezuela, entiendo que siempre hay un piloto para probar y ver resultados pero es urgente que estos cambios se generen a nivel nacional. Nuestro descontento con el poder Ejecutivo se genera mayormente en que no obtenemos respuesta a nuestras peticiones en el tiempo de tres días hábiles pues se tornan en meses por cualquier causa. Estamos agotados de tanta desidia y falta de respeto. Pagamos el servicio y cuando vamos a retirar el documento nos responden que está enfermo el funcionario, que el registrador no está, que no hay papel, que la fotocopiadora no funciona, que no tienen escaner para digitalizar documentos, que no tienen tonner que regrese otro dia, qué tal? el tiempo nuestro no cuenta?

Los comentarios están cerrados.